El revestimiento con piedra, una opción muy versátil

revestimiento
Los revestimientos en piedra han dejado de ser una señal de antiguo o rústico para pasar a formar parte de la decoración de toda clase de hogares, ya que les aportan un clima de calidez y cercanía.

Paredes al completo, media pared, solo algunas estancias, columnas… cualquier elemento del hogar puede ser adecuado para incluir un revestimiento en piedra y darle un toque de elegancia inigualable.

-Paredes: La tendencia de poner piedra ya proviene de hace tiempo y se está extendiendo. Una de las prácticas más habituales con este material es la de revestir las paredes de una estancia al completo.

Asimismo, otra opción es la de colocarla solo una pared individual y el resto pintarlas, aconsejablemente de colores fuertes y que combinen con el color de la piedra, como granate oscuro, naranja fuerte, amarillo apagado… de manera que le den a la estancia una sensación de calidez inmejorable.

Lo mismo ocurre cuando de emplea solo en una parte de la pared (por ejemplo, solo un metro sobre el suelo) aunque, en este caso, suelen revestirse las cuatro paredes de habitación.

-Enmarcar: Una de las alternativas más originales es la de emplear el revestimiento de piedra para enmarcar algunos objetos como la televisión (que deberá tener pantalla plana y estar pegada a la pared) o una chimenea.

-Columna: Otra tendencia cada vez más demandada es la de revestir con piedra solo las columnas de determinadas estancias, o las que actúan de separación entre dos de ellas, por ejemplo, la cocina y el salón o el salón y el comedor.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.